Presbicia o vista cansada: qué es y cómo tratarla

15 Juillet 2015 - Informaciones prácticas
Presbicia o vista cansada: qué es y cómo tratarla

La presbicia o “vista cansada” es una dolencia de la vista que la mayoría de personas vamos a sufrir. Se trata de una afectación del cristalino del ojo. El cristalino es una lente que se encuentra de forma natural en el ojo y que nos permite ver nítido tanto si enfocamos un objeto que está cerca como si enfocamos un objeto que está lejos. A medida que pasan los años y especialmente a partir de los 40-50 años esta lente, que está compuesta de fibras suaves y flexibles, se vuelve más rígida y eso hace que no podamos acomodar bien el ojo a las distintas distancias. ¿Qué ocurre entonces?


Cuando no podemos acomodar bien el ojo lo que ocurre es que no vemos bien, sencillamente, y en especial cuando intentamos ver de cerca. Cuando la presbicia empieza a manifestarse (y suele hacerlo de forma progresiva) nos resulta más difícil leer claramente ese libro que antes leíamos bien y para mejorar la visión necesitamos alejarlo un poco. Es uno de los primeros síntomas de la presbicia. Al inicio se puede “compensar” en cierto modo sobresforzando el ojo, pero acaba no siendo suficiente y hace falta tomar otras medidas.   

Tratamiento de la presbicia

A diferencia de otras dolencias, la presbicia no es algo que se pueda prevenir ni con hábitos de vida ni con medicación. Es un proceso natural que viene con los años y que no se puede remediar. Pero sí existen diferentes acciones que se pueden llevar a cabo para mejorar la calidad de la visión. Básicamente las hay de dos tipos: no quirúrgicas y quirúrgicas.

Tratamiento no quirúrgico de la presbicia

Las principales soluciones para mejorar la visión sin pasar por quirófano son las gafas.
•    Gafas progresivas. Son la principal opción para muchas personas. Con unas gafas progresivas el ojo puede enfocar (bien) a diferentes distancias usando una u otra parte del vidrio. La gran mayoría de personas se adaptan bien a este tipo de lentes y no tiene mayor problema.
•    Gafas bifocales. Sobran explicaciones porque el propio adjetivo ya indica de forma bastante clara cuál es la especificidad de este tipo de lentes. Las bifocales son la opción para aquellas personas que no se adaptan bien a las lentes progresivas.

Tratamiento quirúrgico de la presbicia

Realmente es la mejor opción si nos queremos olvidar del problema de la vista cansada. De hecho nos permite olvidarnos también de otros problemas de visión como el astigmatismo o la miopía porque en una sola intervención corrigen los defectos que podamos tener.


¿Cómo es la intervención de presbicia? Es una operación muy poco agresiva. Se hace con anestesia en gotas y se hace una incisión muy pequeña en el ojo para poder retirar el cristalino que no funciona bien. En sustitución se inserta una lente intraocular que nos permitirá ver perfectamente. La gran mayoría de pacientes operados de presbicia se ha recuperado totalmente de la cirugía en 24h y el cambio en la calidad de la visión es muy muy notable.


Así que las gafas progresivas son interesantes como complemento de moda -como se dice en los anuncios- pero tenemos que saber que hay otras opciones si empezamos a tener problemas de visión. Lo natural es crecer, claro, pero también es importante saber todas las opciones que tenemos al alcance para combatir la presbicia y que nos permitan vivir con mayor calidad de vida.

Informaciones sobre el autor: Patricia Cruceros
Desde mi adolescencia, siempre sabía darles gusto a mis seres queridos con mis ideas ocios sobre todo los fines de semana o incluso durante los períodos de vacaciones. Prefería divertirme en vez de perder mi tiempo. Y de los planes, no me faltan. Comparto actualmente esta pasión para los ocios, cualquier que sea el tipo, a todo el mundo. A través de mis artículos, llamo la atención de la gente que aprecia mi ayuda y hacerles vivir mi pasión.
  • Compartir :
  • Reaccionar :

Publicar un comentario

captcha

Descubrir también

COMPAÑERO DE SUS VACACIONES