Organizar una caza de tesoro para los niños de 4 a 6 años

02 Juillet 2015 - Juegos diversos
Organizar una caza de tesoro para los niños de 4 a 6 años

En el colegio, en casa, durante eventos particulares, vacaciones, los niños se aburren tras unas horas de juego. Es difícil complacerlos si estamos quedando sin ideas. Para resolver este problema, es posible convencerlos de que cambien de idea organizando diversas cazas de tesoro.

Caza de dulces ¿Cómo hacerlo?


Ante todo, hace falta tener algunas herramientas y suministros. Para el juego, necesitamos hojas de papel de colores, un bolígrafo, una tijera. Para los tesoros descubiertos, hace falta recompensarlos por un paquete de dulces.

Los preparativos

Primero, escribir el nombre de cada niño sobre dos o tres de las hojas de papel. Luego, superponerlos y cortarlos en dos o 3 o en 4 piezas hasta tener un rompecabezas. Se los esconde en diferentes lugares del aula, de la casa o del jardín. Una vez estos tesoros disimulados,  la caza puede empezar.

El juego

Se empieza esta aventura atribuyendo a cada niño un color. Hará falta que busquen las piezas cortadas correspondientes a su color. No se debe tocar los demás colores. Cada niño ha de buscar cada pieza de su color y se lo ofrece un dulce por cada pieza encontrada. Además de buscar las hojas de colores, el objetivo queda también en reconstituir su nombre. Al descubrir todas las piezas, ponerlas en una mesa para colocarlos en orden.
Es necesario saber que las piezas idénticas no deben superar tres para evitar el aburrimiento. Por miedo a que coman los dulces, se puede solicitarlos a hacer trabajo manual envolviendo los dulces con una hoja de papel de su color adornada de lazo.

Caza de objetos en el interior o fuera de la casa


La organización


En el interior de la casa o en el jardín las reglas quedan las mismas. Hará falta que haya indicios y un mapa.
En el mapa, se nota las imágenes y los nombres de objetos que buscar. Han de ser fáciles de leer e identificar como un bolígrafo, un lápiz, una goma, un libro, una piedra, una flor, frutas, insectos o muchas otras cosas. No es obligatorio nombrar los papeles. Se puede añadir colores y cifras para un dosis de dificultad.

El juego

Una vez que tengan el mapa, los niños empezarán a explorar el interior o el exterior de la casa. Para animar este juego, se puede  prohibir el acceso a algunos cuartos de la casa. Han de detener el mapa para apuntar los objetos que han encontrado. Cada uno reunirá sus bienes en un lugar preciso. Al final, en honor de los cazadores de tesoro, se organizará una gran merienda para que todos estén contentos.

Estos dos cazas de tesoro divertirán a los niños por unas horas. Van a pasarlo bien y aprender algo del  arte de la búsqueda.

Informaciones sobre el autor: Alexia Debarco
Obrando en el dominio del turismo desde hace algunos años, descubrí poco a poco las diferentes atracciones de los viajeros. Justamente, sólo esperaban esto, divertirse y olvidar las preocupaciones diarias. Decidí hacer investigaciones con el fin de promover el ocio no sólo en viaje, sino también en la vida de cada día de cada uno. Actualmente, redacto con alegría mi pasión para ayudar y para devolver a la gente feliz aunque sea en un instante. ¡Entonces, buena lectura a ustedes!
  • Compartir :
  • Reaccionar :

Publicar un comentario

captcha

Descubrir también

COMPAÑERO DE SUS VACACIONES